martes, 8 de febrero de 2011

24 años sin Joaquín Villatoro

Joaquín Villatoro dibujado por Cristóbal Toledo

Hoy se cumplen 24 años del fallecimiento de mi primer Maestro.

Precisamente comencé este blog escribiendo un artículo sobre él hace dos años, el 28 de enero de 2009, artículo que podéis consultar. A finales de este año se cumplirá el centenario de su nacimiento; os prometo que de vez en cuando iré dejando algún que otro recuerdo de quién tanto me enseñó. Hoy, os adelanto una pequeña biografía publicada por el Ateneo de Córdoba:

El músico Joaquín Villatoro Medina nace en Castro del Río el 31 de diciembre de 1911 y fallece en Madrid el 8 de febrero de 1987. A los trece años inicia sus estudios musicales en Castro del Río con el director de la banda municipal Emilio Díaz y con el gran melómano Francisco Luque Algaba.

El Ayuntamiento, a través del alcalde Juan Fuentes, le facilita el ingreso en el Conservatorio de Córdoba, donde realiza brillantemente todos los cursos. La Diputación Provincial cordobesa lo beca para continuar su formación en el Conservatorio de Madrid, consiguiendo el premio extraordinario de harmonía. En la capital de España recibe las enseñanzas de Pedro Fontanilla, Conrado del Campo, Oscar Esplá y Eduardo Torner. En 1931 se traslada a París, asimismo becado por la Diputación, y amplía los estudios de composición y piano con Paul Dukas y Alfred Cortot.

Por circunstancias políticas la carrera profesional del maestro Villatoro sufre obstáculos, y en 1956 consigue ingresar mediante oposición en el Cuerpo de Directores de Bandas Civiles. El ilustre músico castreño desarrolla su actividad en Pozoblanco y Manzanares, trasladándose en 1962 a Jerez de la Frontera. En esta ciudad, a lo largo de dieciocho años, realiza una gran labor hasta su jubilación en 1980.

Su tarea creativa se plasma en numerosas composiciones, entre las que cabe destacar algunos títulos como Jerez: canto al vino y al trabajo y Canto a Córdoba. En la ciudad jerezana Joaquín Villatoro tiene una influencia decisiva en la puesta en marcha del Conservatorio de Música y al frente de la orquesta, banda y orfeón da miles de conciertos. A finales de 1992 sus restos fueron trasladados el cementerio de su pueblo natal.

1 comentario:

  1. Yo también lo recuerdo con mucho cariño (otro alumno de D. Joaquín).

    ResponderEliminar

Volaron a las esferas: